20100416

Los manifestantes LGTB convocados por Arcópoli ganaron la partida a los ultras a las puertas de Intereconomía
Más de un centenar de personas se congregaron ayer jueves a la puerta de la sede del grupo Intereconomía -conocido por su línea abiertamente homófoba- convocados por la asociación universitaria Arcópoli, en una concentración a la que se adhirieron buena parte de las asociaciones LGTB madrileñas (COGAM, Halegatos, RQTR, UAM Entiende o Galehi) y más de treinta de otros puntos de España. Frente a ellos, convocados por el grupo ultraconservador HazteOír, unas pocas decenas de personas congregadas ilegalmente que, con el argumento del respeto a la libertad de expresión, intentaban “reventar” el acto.

Los activistas LGTB gritaron durante una hora y media consignas a favor de la igualdad y referidas al grupo Intereconomía, como “el gato y el toro están enrollados” o “nos vamos a llevar el gato al agua”. Otros cánticos se dirigieron hacia los contramanifestantes: “mucho pro vida pero acabas con la mía”, “discriminar no es informar” o “insultar no es democracia”. También se pudieron escuchar gritos de “delincuentes” e “ilegales”. La concentración se cerró con la lectura de un manifiesto y en un ambiente festivo, con los asistentes “haciendo la ola”, ondeando las banderas arco iris y tarareando el “a quién le importa”.
Rubén López, coordinador de Arcópoli, ha declarado a dosmanzanas que“me siento muy feliz por el desarrollo de la concentración, por el buen rollo emanado por nuestra concentración y profundamente disgustado por lo ocurrido en la acera de enfrente, donde un grupo de radicales de ultraderecha ha realizado un acto ilegal de intentar reventar una concentración democrática y legal. Esperamos desde Arcópoli que la Delegación de Gobierno y las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado adopten las medidas y sanciones necesarias contra quienes intentan sabotear nuestra libertad de expresión”.
López ha aprovechado para felicitar a la Policía por “su estupenda labor que ha evitado incidentes de personas que intentaban venir a increparnos a nuestra concentración”. “No pedimos el cierre de Intereconomía, no estamos en contra de la pluralidad, nos gusta que se disienta, pero siempre desde el respeto y la dignidad de todas y todos”, ha añadido.

Seguidores: